Los socios exigen a Sánchez la excarcelación de etarras y golpistas

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Todos los socios de Pedro Sánchez al completo han exigido al Gobierno que excarcele a presos golpistas y etarras aprovechando el coronavirus. Desde EH Bildu, hasta Unidas Podemos, pasando por ERCJuntsPNVMás PaísCUPBNG y hasta Compromís han firmado un manifiesto conjunto en el que urgen al Gobierno socialcomunista a «adoptar medidas alternativas a la privación de libertad para garantizar el derecho a la salud de las personas presas durante la emergencia sanitaria». Y la medida alternativa estrella es la excarcelación, por supuesto, también para etarras y golpistas con algunas condiciones.

Según la argumentación de comunistas, proetarras y separatistas, «la crisis sanitaria generada por la pandemia del Covid-19 está teniendo un impacto muy fuerte sobre las personas en prisión».

Los socios de Pedro Sánchez afirman que «en ese contexto, importantes organismos internacionales urgen a adoptar medidas específicas sobre las cárceles» y que, por lo tanto, es necesario adoptar medidas «alternativas a la privación de libertad, incluida la excarcelación de personas presas, así como garantizar la atención médica adecuada a las necesidades específicas, sobre todo a grupos vulnerables o de riesgo: grupos de edad avanzada y grupos con patologías previas».

Las formaciones que lideran, entre otros, Pablo IglesiasArnaldo OtegiOriol Junqueras o Carles Puigdemont solicitan, en consecuencia, «al Gobierno español [del que ellos muchos de ellos son socios] que adopte las siguientes medidas:

La primera, la «excarcelación de personas presas, en especial de quienes presenten especial vulnerabilidad ante el Covid-19, concretamente internos/as que presenten patologías previas serias, crónicas o agravadas por la edad -mayores de 65 años-, por conformar grupos de riesgo ante el contagio de la pandemia».

La segunda exigencia pasa por adoptar medidas «sin excepcionalidad de ningún tipo derivado de la tipología gravedad del delito, para la excarcelación de personas presas que hayan cumplido» determinada parte de la condena, que «no presenten alto riesgo de reincidencia y/o presenten pronóstico favorable de reinserción social, con recursos familiares o de su entorno social próximo, para someterse al confinamiento en los mismos términos que el resto de la sociedad».

La parte de la condena que deberían haber cumplido ha quedado abierta en el documento entregado al Gobierno es señal de que se trata de un punto abierto a negociación.

Los socios del Gobierno exigen, además, que «se garanticen la coordinación entre Sanidad, Justicia e Interior para generalizar medidas de protección, examen de síntomas preventivo y diagnóstico rápido de personas en prisión, derivando inmediatamente a centros hospitalarios de la red pública a quienes presenten síntomas o den positivo por enfermedad de Covid-19″.

También piden que «se garantice el derecho a la información a las personas presas, ofreciendo conocimiento actualizado y accesible del desarrollo de la pandemia y de las medidas adoptadas, a nivel general y, en particular, dentro de las prisiones, para prevenir y contener su propagación. Asimismo, se extienda la comunicación no presencial entre internos y familiares, con gratuidad de llamadas telefónicas, y ampliándose el recurso a las videollamadas más allá de las actuales restricciones limitadas a circunstancias de enfermedad o urgencia familiar».

Por si eso fuera poco, «se deben dar los pasos necesarios para proceder al acercamiento generalizado a prisiones cercanas a sus domicilios de todos los presos que así lo soliciten, ya que supone un impedimento añadido para la normalización de las comunicaciones de los internos».

Los firmantes son «Jaume Asens (Unidas Podemos-En Comú Podem-Galicia en Común), Gabriel Rufián (Esquerra Republicana), Laura Borràs (Junts per Catalunya), Aitor Esteban (EAJ-PNV), Mertxe
Aizpurua (Euskal Herria Bildu), Iñigo Errejón (Más País) Mireia Vehí  (CUP), Joan Baldoví (Compromís), Néstor Rego ( BNG)».

(Carlos Cuesta. OK Diario)