Pedro Sánchez no participará en la reunión con los separatistas

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Aragonès exigirá hablar ya de referéndum en la mesa con Sánchez «porque el 80% de catalanes lo pide. 

Equipos negociadores

Hasta el último momento ha mantenido el Gobierno la incógnita sobre quién va a componer la delegación en la mesa de diálogo, que está previsto que se reactive este jueves 16 o el viernes 17 de septiembre.

Por parte de la Generalidad, los equipos de Esquerra Republicana de Catalunya y de Junts aún no han cerrado los aspectos formales de la delegación que llevarán a la reunión. Sólo está claro que la cita se celebrará en Barcelona . La división entre ambas formaciones -visibilizada en la suspensión de la ampliación de El Prat-, y la poca fuerza mostrada por el independentismo en la Diada de este sábado tampoco ayudan.

Por su parte, el equipo negociador del Gobierno estará integrado por cuatro ministros del PSOE y dos de Podemos: estarán el ministro de la Presidencia, Félix Bolaños; la ministra de Política Territorial, Isabel Rodríguez; el ministro de Cultura y Deporte, Miquel Iceta; la ministra de Transportes, Raquel Sánchez; la vicepresidenta segunda, Yolanda Díaz; y el ministro de Universidades, Manuel Castells.

Pedro Sánchez no participará este jueves en la ‘mesa de diálogo’ con los separatistas

Ahora queda por despejar el misterio de la presencia de Pedro Sánchez, que todavía sigue sin confirmar y tiene previsto apurar al máximo los plazos para evitar el desgaste de la oposición, aunque fuentes gubernamentales señalan que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, no asistirá a la mesa de diálogo para Cataluña que tendrá lugar previsiblemente este jueves. Además en Moncloa achacan esta ausencia a la fractura interna en el gobierno catalán, porque «han sido incapaces de ponerse de acuerdo ni siquiera en la fecha o el orden del día», dos condiciones previas para fijar el perfil de los asistentes, según fuentes del Ejecutivo.

En la presidencia de la Generalitat cuentan con la presencia del presidente del Gobierno y, de hecho, es una exigencia de Pere Aragonès. Esquerra es consciente de la necesidad de que esté Sánchez para darle vuelo a una mesa de diálogo que ha recibido muchos ataques y desprecio por parte del resto del independentismo (tanto JxCat como la CUP).

Los posconvergentes han condicionado la composición de sus miembros en la reunión de esta semana a la presencia del presidente del Gobierno y, de hecho, entre los escenarios que se contemplan en el partido de Carles Puigdemont está acudir a la reunión con figuras que no forman parte del Govern (Jordi Sánchez, secretario general, es una opción), una forma de alimentar todavía más el desprecio hacia la Mesa y erosionar a Esquerra.

En todo caso, JxCat abordará los nombres en la Ejecutiva de la mañana de este lunes. Cabe subrayar que Aragonès ha exigido siempre que los componentes de la Mesa sean miembros de los gobiernos de cada Administración para dotarla de mayor solemnidad y, por ello, también salió rápido a desterrar cualquier posibilidad de que participara el propio Oriol Junqueras.