Gracias Presidente, ya es oficial. Somos un país dependiente. Como los millones de parados que estás creando, como los beneficiarios del “ingreso mínimo vital” sean españoles o no, como los miles de asesores que chupan de los presupuestos nacionales gracias a ti.

Y lo malo, es que –afortunadamente-, somos dependientes de Europa. Si dependiéramos de ti y de tus ministros comunistas, ya sabemos a dónde llegaríamos más pronto que tarde. Tenemos que agradecerte, Oh, excelso piloto del Falcon, luz y guía de la Moncloa, que como tus políticas económicas no sirven para nada bueno, te han enmendado la plana y desde el “Histórico acuerdo” nuestra economía será regida por gente más seria que tus excesivos ministros, como el de Consumo, fundamental en un escenario de recesión, o el de “agenda 2030”, un horizonte en el que esperamos que el titular del ramo, se haya marchado ya a seguir vomitando odio desde Venezuela, ese estado fallido tan amado por tu colega de coleta. Ah, el de igual da, tampoco es que sea fundamental hasta el ocho de marzo próximo así que Irene, a tu casoplón tía, jo tía, es que sobras…

Gracias presidente, porque se te ha notado tanto que no tienes ni idea y que tu gobierno es, aparte de gigantesco, inane, que desde ese mega-acuerdo paneuropeo que sólo tu munificencia podía haber alcanzado, es posible, sólo posible que nuestra economía deje de estar dirigida por payasos y por bomberos-toreros.

Por si acaso, el “mini-macho alfa” ya ha presumido que el 25% de las ayudas son para inmigrantes y la ministra de exteriores dice que va a dedicar 1700 millones para ayudas a terceros países. No se enteran. Se acabó la tontería, gracias a ti. Gracias presidente. Ahora… si dimitieras y disolvieras tu gobierno que va a tener que vivir con las políticas, reformas y ajustes, que tanto criticabas del PP, entonces, sólo entonces, conocerías a un pueblo, el tuyo, agradecido de verdad. Vamos; emocionadamente agradecido.

Entonces no haría falta que te aplaudieran tus paniaguados y excesivos ministros, te aplaudiríamos todos por las calles y te regalaríamos un Falcon, sólo para ti, con tal que dimitieras, ya que no veo coherencia (bueno, nunca ha sido tu fuerte) en que gobiernes con las políticas que dijiste que venías a derogar.

Mientras, Simón de vacaciones, la izquierda intentando derogar la Constitución (o la Monarquía, que es lo mismo), los condenados por sedición en la calle y dando entrevistas en TV3, Torra demostrando que no sirve ni para gestionar el mecanismo de un chupete, el PSOE, internacionalista, pactando con el PNV, el partido nacionalista y que es más de derechas que nadie en el espectro político español… si, más que nadie. El “eslogan” del partido Nacionalista Vasco sigue siendo: ¡dios y las leyes viejas!, Ahí es na…

Rebrotes… pues haberlos hailos, pero con un solo objetivo mediático, que si luego pasa algo gordo, que la culpa sea de nosotros, del rebaño, no de los pastores, que nos dijeron que tuviéramos cuidadín y nada, nosotros… con mascarillas y a lo loco. Todo sigue igual. “Ellos” salvan cientos de miles de vidas, pero somos nosotros los que nos morimos.

Gracias presidente, porque nos has demostrado que la mayor parte de la gestión de un presidente que no preside, ni es responsable de nada (ni siquiera de su tesis), consiste en propaganda. Si Simón está haciendo surf, es porque se lo merece… o ¿será porque es irrelevante, como PeSánchez? Realmente Simón aparte de hacer chascarrillos y tener voz de cazalla, este señor de peinado einsteniano lo único que hace es decir que no sabe nada, día tras día… Y lo único que le falta, es sacarnos la lengua, como Einstein, sólo que éste, que sea sabio, lo que se dice sabio… sólo lo afirmarán una o dos personas…

Por ahí he leído que entre todos los españoles hemos pagado más de dos millones, repito, dos millones de euros en dietas de desplazamientos de los diputados que no vinieron a trabajar. Eso sí que es una paguita, un ingreso mínimo vital. Yo también quiero dietas de desplazamiento por no moverme, y que luego las pague Europa, y que me aplaudan por pedir limosna y que me la den a cambio de renunciar a todo menos a la pompa, menos a la propaganda, menos a vivir en Moncloa.

Gracias presidente. Creo y espero, que esta vez, aunque tus socios: comunistas, sediciosos, nazionalistas, filoterroristas y demás joyitas con las que te acompañas y adornas, sigan diciendo estupideces, al menos nuestra economía estará dirigida o supervisada por gente capaz. Gracias presidente, porque necesitábamos un rescate. Necesitábamos que alguien nos rescatara de tus no-planes económicos y por fin, nos rescataron. Gracias y espero pronto poder añadir… Gracias y adiós.

Paco Álvarez | Escritor

Por Redaccion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *