¿Tontos?, ¿malos? o ¿malévolos? | José Antonio Ruiz de la Hermosa

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Hace muy poquito, que en la televisión que yo denomino: “la Secta”, veo un programa en el que el presentador de turno me dice, entre alharacas, que el personaje político mas valorado de este país, antes llamado España, es el actual “presidente del gobierno”, doblando además en puntuación al segundo. Dice el mismo trabajador de “la Secta”, que el peor valorado de los políticos españoles es Santiago Abascal, pero curiosamente el segundo peor valorado es “el presidente del gobierno”. No quepo en mi asombro. Porque como se puede ser el mejor y el segundo mas malo al mismo tiempo. Bueno, se puede, basta con la evaluación y el posterior cocinado lo haga el “CIS”, que creo que viene de cisco, o quizás de circo.

Lo cierto es que se me ponen los ojos como platos ante la explicación del conductor del programa. Mire usted, me creo todo lo que dice, bueno entre comillas, porque hay algo que el animador de “la Secta” se olvida decir: Que las emisoras de televisión amigas y los demás entes de comunicación amigos, han recibido a repartirse entre todos y sin un adecuado sistema de elección, bueno un sistema de designación que el gobierno del presidente califica de “urgente” necesidad, ha puesto a su emisora en la cabeza de la fila a recoger “pasta gansa” o sea “euros de vellón”.

No tendría mas importancia, si no fuese porque la situación actual no esta para tonterías, sobretodo para echarle las flores a quien quizás tenga mas responsabilidad, solo a nivel nacional, porque ya sabemos que ejerce de Sátrapa (Gobernador de una provincia de la antigua Persia), ahora seria de una nación pronta a desaparecer, primero en manos de la Comisión Europea y después en los brazos del globalismo. Porque hablando de responsabilidad internacional, ya se imaginan ustedes de quien hablo.

Volviendo al “presidente del gobierno”, no me creía que fuese posible esa popularidad tan extrema, pero ciertamente puede que sea cierto y a los hechos me remito. Paseo por la calle y veo a un iracundo individuo que atosiga a otro viandante conque no lleva convenientemente puesta la mascarilla, ese bozal obligatorio en algunos países, en este ahora, porque hace tiempo precisamente quien ahora lo impone, quien jalea su obligatoriedad en las televisiones con propaganda oficial, renegaban de su utilización, “so pretexto” de que exagerábamos lo delicado del problema de la enfermedad y sus consecuencias.

Curiosamente, yo en ese momento, que ahora podemos ver en hemerotecas y sobretodo videotecas y audiotecas, me encontraba desde hacia semanas en un estado de postración que se identificaba con un ataque reumático por la ciencia oficial de este país. Cuando paso el día del estado de necesidad, es decir el día dedicado a las mujeres que que sufren la violencia de los malévolos hombres, cambio el chip del “presidente del gobierno”, de los que aparecen en los vídeos y demás, y yo deje de tener un ataque de fiebre reumática, que se convirtió en una “neumonía bilateral”, que me llevo a estar unos “diitas” en un hospital, con serio riesgo de abandonar este valle de lagrimas y bueno, sin más comentarios…

Curioso, tres párrafos y llevamos tres cosas que dividen y enfrentan a la sociedad:

-primero: por un lado lo de las mascarillas, hoy si, mañana no, pasado si, además vamos a hacer caja de euros, comprando, vendiendo, importando y sumando IVA.

-segundo: por otro lado el hoy opino una cosa, mañana otra, según mi interés, nunca el de los españoles, que también me ayuda a marear la perdiz y de paso hacer caja de euros.

-tercero: enfrentando a hombres y mujeres, con una supuesta violencia de genero, según la RAE, seria de sexo, pero el problema es el poco seso que tiene quien maneja el tema, pero no quien maneja a la “manejanta”, que es quien recibe los euros de Europa y gestiona los chiringuitos.

En fin, que lo que en los presupuestos ideológicos de Marx y Engels, que consisten en dividir la sociedad y enfrentar a unos con otros, para conseguir la destrucción de la Sociedad. Porque “La Lucha de Sexos” esta consiguiendo lo que no consiguió “La Lucha de Clases”: Desaparición de la confianza entre hombres y mujeres, con el resultado de la desaparición del pilar básico de toda sociedad cristiana, es decir la familia. Por otro lado el enfrentamiento de vecino contra vecino por si llevas, usas o no algo tan inútil como la mascarilla, ahora después les explico el porqué, y finalmente el manejo de fondos ilimitados para comprar voluntades en forma de chiringuitos que aleccionan convenientemente a quien saca beneficios de los chiringuitos y no los quiere perder.

Hacemos un paréntesis sobre las mascarillas. Alguna vez se han preguntado por los elementos que las constituyen, ¿tela?, ¿papel? O ¿que?. Verdaderamente son tan tupidas que paran los microbios que nos acechan para matarnos. ¿Por qué tienen una duración determinada? Yo colecciono preguntas de neófitos y les puedo asegurar que son muchas. Lo que si tengo es una aclaración que tira por tierra preguntas y respuestas en su mayoría. Les explico: Originariamente las mascarillas se diseñaron con la idea de ser impermeables a las bacterias, lo cual cumplen casi bien, pero nadie dijo nada de los virus, de hecho, aunque después se han tratado de adaptar, el tamaño de estos es muy inferior a lo que puede para cualquier tejido. La solución es poner varias capas de tejidos que al no coincidir en su linealidad, formen un entramado mas difícil de penetrar.

De todas formas, les voy a dar una respuesta contundente. ¿Qué pasa cuando lanzan una pelota de tenis contra una portería de fútbol? Pues que en la mayoría de los casos la pelota de tenis penetra por los agujeros de la malla, salvo cuando choca con algún cordel o nudo. ¿Les ha quedado claro?, pues aplíquenlo a la explicación de las mascarillas y al tamaño mas grande que tienen las bacterias, sobre el mas pequeño de los virus. No conozco otra manera de exponérselo, pero estoy seguro que excepto los que votan a socialistas y comunistas, el resto lo han entendido sin dificultad.

Volviendo a los casos de enfrentamiento y de votación al “presidente del gobierno”, les comento otra anécdota de hoy mismo. Estoy con unas conocidas, tomando en una chocolatería un ídem, cuando en la mesa de al lado una señora con pinta de abuela pensionista dice a voces, para que todo el mundo lo oiga y a colación de lo que en una pantalla de televisión en el local, vemos que “la Secta” propaga: “Pobre presidente, que mala suerte ha tenido con lo que le ha tocado vivir”. No he visto comentario mas próximo a las teorías calificatorias del “presidente del gobierno”, ni mas mala suerte de la señora en cuestión, porque en varias mesas había personas que no estaban de acuerdo con ella en varios temas de actualidad: La Pandemia, las restricciones, las mascarillas, las vacunas, el pasaporte COVID, la perdida de puestos de trabajo, el que apenas nadie cobre “el mínimo vital”, los problemas con los ERTE, con el Paro, etc., etc., etc….

En fin que la señora ha recibido todo tipo de invocaciones a sus parientes fallecidos y le han recomendado que además de ver las televisiones llamadas: “telecirco” o “la Secta”, se entere de lo que esta pasando a su alrededor. Por lo que se ha visto forzada a abandonar el lugar a causa de no tener clara si su integridad podría sufrir algún desairado embate. Yo seguiría, pero ahondar en el cuarto tema que refrenda el desconocimiento de unos y la situación iracunda de otros me llevaría nuevamente a esa fragmentación de la Sociedad, que tanto pregonaban Marx y asociados, en cuanto a objetivo a conseguir y que curiosamente coincide con lo que buscan a diario el Sátrapa y asociados. Y ahí lo dejo….

José Antonio Ruiz de la Hermosa | Escritor