La ley del aborto se presenta como un “bien”, como un “derecho humano” en la que se puede matar al hijo, ha señalado Mariano Martínez-Aedo, vicepresidente del Instituto de Política Familiar (IPF) en una entrevista al canal de youtube Alto y Claro TV en el que ha presentado el informe «El Abrto en España, 35 años después (1985-2020)»

Además, el Vicepresidente del IPF ha señalado que «100.000 mujeres están abortando a 100.000 niños cada año en España, frente a un silencio social, frente a un ocultamiento de las autoridades públicas que, independientemente de la ideología que tengas, no se plantea como un problema a estudiar y a buscar medidas».

Otras cosas que ha afirmado Martínez-Aedo son:

  • Cada 4 embarazos 1 termina en aborto. Eso supone un impacto brutal.
  • Hay grupos sociales muy desfavorecidos. Estamos hablando por ejemplo de las adolescentes. En las adolescentes, de cada 5 embarazos 3 acaban en aborto.
  • Aparte de la gravedad que tiene en sí el aborto, como una violación de la dignidad humana, todo eso tiene una implicación social clarísima. En España tenemos un grave problema, en cuanto a la demografía, que sufrimos un auténtico invierno demográfico. Y el aborto es una “pata” más en este desplome demográfico.
  • El que una menor de edad pueda abortar sin permiso paterno es un paso más en esta degradación de la vida como un derecho fundamental. Y un paso más en esta imposición del Estado, sobre las realidades naturales como es la familia, como es la vida.
  • La eutanasia es, digamos, la «medida capicúa» del aborto. Es decir, si la vida humana no es algo importante, no es algo a defender, no es algo que la sociedad tenga la obligación de proteger, poniendo los medios necesarios. Pues si eso no vale para un niño en el vientre de su madre ¿Por qué va a valer para para una persona mayor o para una persona con problemas?
  • La ley de cuidados paliativos es lo contrario. Si la vida es importante, lo que hay que hacer es ayudarles cuando haya problemas. Cuando una persona tiene problemas, hay que poner los medios, que socialmente podemos darle, para que pueda vivir su vida dignamente. Y eso de dignamente, no es que se muera, sino que pase bien su vida cuando llega momentos de enfermedad, cuando llega momentos de depresión.

Por su interés reproducimos a continuación la entrevista con el Vicepresidente del IPF

Por Redaccion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *