Podemos pretende eliminar la objeción de conciencia de los médicos ante el aborto

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

En Unidas Podemos lo tienen claro: los médicos no deberían poder decidir si quieren o no practicar un aborto. Para ellos habría que eliminar la objeción de conciencia y obligarles a que practiquen el aborto estén o no de acuerdo con acabar una vida.

Así lo ha vuelto a defender la delegada del Gobierno para la Violencia de Género, Victoria Rosell, después de que esta semana Irene Montero anunciara que lo regularán.

La delegada podemita del Gobierno para la Violencia de Género, Victoria Rosell dice que no es fácil regular la objeción de conciencia pero advierte de que el derecho al aborto (?)  «no puede ceder» ante el derecho de los profesionales sanitarios a objetar.

Objeción de conciencia permitida en la actual ley

Además, la norma, aprobada en 2010, señala que «si excepcionalmente el servicio público de salud no pudiera facilitar en tiempo la prestación, las autoridades sanitarias reconocerán a la mujer embarazada el derecho a acudir a cualquier centro acreditado en el territorio nacional». Sin embargo, según el Ministerio de Igualdad, el 80% de los abortos fue derivado de la sanidad pública a la privada.

Un registro de los objetores de conciencia

Con él, opina la delegada del Gobierno, los médicos contarán con la seguridad jurídica y permitirá una mejor organización de los servicios de salud. «Si no hay un listado del sector sanitario objetor es difícil organizar, con lo que con este registro ganamos todas: las mujeres, el sector sanitario y las administraciones públicas que tienen que organizar el sector», apunta.

Solución simple

En vez de eliminar la objeción de conciencia que es un derecho constitucional, ¿por qué no se hace un registro de aquél personal (difícilmente se les podría llamar médicos) que está dispuestos a practicar abortos?