Las propuestas del comunista Gabriel Boric para Chile similares a las de Podemos

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Los vínculos entre Podemos y el Frente Amplio, partido político del presidente electo de Chile, han permeado el programa del nuevo gobierno

Es tal la semejanza con Podemos que Edgardo Pinelli en un análisis que ha realizado en El Debate ha encontrado una serie de semejanzas y que pasamos a resumir

1. «Impuestos verdes»

El programa de Boric para Chile incluye una ‘Reforme fiscal Verde’, – aumentando gradualmente el impuesto al CO₂ y ampliar su alcance abarcando distintas fuentes de emisión. Asimismo, contempla incrementar gradualmente el impuesto específico a los combustibles «considerando para estos efectos el impuesto óptimo que internalice las externalidades ambientales».
Por otra parte, castiga a los medios de transporte tradicionales que usan combustibles fósiles, eliminando las exenciones para industrias y transporte y aumentar el impuesto a la primera venta de automóviles.
Esto está en línea con la agenda 2030 que en España tiene una «Secretaría de Estado para la Agenda 2030 de España» que dirige Enrique Santiago que es el secretario general del Partido Comunista de España.
2. Impuestos al patrimonio
El programa de Boric, justifica que «la única manera responsable de hacernos cargo de las justas demandas sociales es con recursos permanentes adicionales que provengan de una reforma tributaria» que incluye impuestos directos a los altos salarios, al patrimonio y a las sucesiones tal y como promulga Podemos en España.
El nuevo régimen de impuesto a la renta que prometió Boric implicará una mayor contribución de aquellas personas que obtienen rentas mensuales de más de 4.500.000 de pesos chilenos (unos 4.500 euros mensuales). Asimismo, incluye un impuesto al patrimonio neto de aquellas personas naturales de «alto patrimonio» que tengan domicilio o residencia en Chile.
Boric planea modificar el impuesto a las herencias y donaciones, «acercando los valores por los cuales se paga dicho impuesto a un valor más cercano al comercial» y finalmente para evitar la evasión establecerá la «obligación de entregar de información tanto a contribuyentes como a terceros» (notarios, conservadores, corredores de bolsa, bancos, instituciones financieras, etc.)
3. Regulación de los precios del alquiler
Según la propuesta programática de Boric, su gobierno impulsará «el arriendo a precio justo, al modo de ciudades como Viena, Berlín y Barcelona». Es decir, retoma la idea que ya han desarrollado los Comunes de Ada Colau y la propuesta que Podemos ha llevado al interior de la coalición de gobierno y que pretende regular el precio máximo en que deberían alquilarse los pisos y que ha demostrado su fracaso.
En este mismo tema, el presidente electo propuso un ‘Plan de Emergencia Habitacional’ para reducir en un 40 % el déficit de vivienda prometiendo 65 mil viviendas al año desde el sector público y «avanzando progresivamente en el aumento de las superficies de las viviendas de interés social».

4. Instauración de la banca pública

Al igual que Podemos, que pretendía convertir a Bankia en la punta de lanza de la banca pública en España, el Frente Amplio de Chile se ha comprometido con crear un Banco Nacional de Desarrollo que «funcione como un conglomerado financiero con dos empresas estatales especializadas: un Banco especializado en créditos, con instrumentos de primer y segundo piso; y un Fondo de Financiamiento especializado en el otorgamiento de capital a empresas innovadoras».

5. Ley de memoria histórica que permita expropiar

Un tema ampliamente controvertido en España como la nefasta y sectaria Ley de Memoria Histórica y que ha sido defendido y promovido por Podemos y que Boric parece estar dispuesto a reeditar es el debate sobre la transición chilena. Ya se ha comprometido a «implementar un plan nacional efectivo de búsqueda de personas detenidas, desaparecidas, integrado por las entidades públicas pertinentes». El objetivo es reescribir la historia y quien se salga de la línea oficial marcada por el Gobierno se le penalizará con la cárcel.
El nuevo mandatario promete avanzar en la «promoción y preservación de la memoria, de espacios de conciencia y sitios de memoria con una nueva ley de sitios de memoria que permita su recuperación y patrimonialización expedita, aplicable tanto a espacios que hoy están reconocidos como lugares de tortura/exterminio –en dictadura y otros momentos de la historia pasada y reciente– como a aquellos que aún no lo han sido».

6. Indultos y reforma de los cuerpos policiales

Otro aspecto curiosamente similar es que Boric se comprometió a «apoyar el proyecto de ley de indulto para quienes injustificadamente siguen privados de libertad, además de quitar las querellas por ley de seguridad interior del Estado interpuestas en el período de la revuelta social» de la cual el propio presidente electo y su movimiento político fue protagonista.
Por otro lado, ha propuesto «la refundación de los Carabineros» creando una «nueva policía» de estricta «subordinación al poder civil» junto con una «regulación legal del uso de la fuerza» por parte de los agentes.

7.«Renovación del currículum» y «educación no sexista»

El nuevo gobierno de Boric, establecerá un «nuevo sistema de renovación del currículum que avance hacia un diseño más flexible» y «sensible a la diversidad territorial y cultural del país y a las temáticas emergentes como el enfoque de género, el multiculturalismo y la educación ambiental. Ello incluye reformular las instituciones e instancias a cargo del diseño curricular». Esto es, apoyo y promoción de la ideología de género como punta de lanza de la implantación de la agenda 2030
Algo muy similar a lo que ha sucedido bajo el Gobierno de coalición que integra PodemosBoric se ha propuesto sustituir «las pruebas estandarizadas por un sistema de acompañamiento con sentido formativo, sin consecuencias asociadas a resultados de aprendizaje» lo que permitiría la promoción al año inmediato posterior sin una nota mínima de aprobado.
Dentro de la agenda feminista, que tanto Pablo Iglesias, Irene Montero y Boric comparten, el presidente electo se ha comprometido a «impulsar una ley de educación sexual integral en todos los niveles de la enseñanza como pilar de una educación igualitaria que reconozca la diversidad sexual, cuestione los estereotipos de género y enseñe los derechos sexuales y reproductivos».
Y en una reivindicación del indigenismo chileno y latinoamericano se ha comprometido a una educación intercultural en la que según su programa de gobierno «avanzaremos en el reconocimiento de la pluralidad de las culturas en los jardines infantiles y escuelas, respetando el principio de plurilingüismo de los pueblos originarios».

8. Descentralización territorial y plurinacionalidad

Podemos que defiende la idea de que España debería ser un ‘Estado federal’ y ha promovido la Bolivia plurinacional de Evo Morales, parece haber inspirado a Boric, quien se ha propuesto eliminar la figura del delegado presidencial existente hasta ahora en las diferentes regiones de Chile y adicionalmente será prioridad para el nuevo gobierno «profundizar la transferencia de competencias a los Gobiernos Regionales».
Boric se ha mostrado claramente partidario del reconocimiento de la pluralidad de naciones y defiende que en la nueva constitución que se encuentra en redacción, Chile pase a ser un Estado plurinacional.
Al igual que antes, el objetivo es la desaparición de los Estados-Nación para que las élites globalistas puedan actuar mejor
En definitiva, malo, malísimo panorama se le viene a Chile ante un futuro con una mezcla de comunismo y globalismo

(Con información de El Debate)